Apuntes para analizar el texto martiano “La verdad sobre los Estados Unidos”

A propósito de conmemorarse este 28 de enero otro aniversario del natalicio de José Martí, el profesor Eduardo Garcés Fernández comparte con la comunidad universitaria una análisis de parte de la obra del Apostol sobre el antiimperialismo:

En un mundo globalizado, unipolar y agobiado por la pandemia,  constituye una necesidad, para cubanos y latinoamericanos, la lectura de la obra martiana.

El referido texto no puede verse independiente de otros de sus escritos antiimperialistas, lo cual incluye a varios de sus discursos.

Desde antes de vivir en los EEUU, se encuentran referencias y críticas del Apóstol a la sociedad norteamericana, que crecieron en la medida que pasan los años. Ejemplo de ello lo encontramos en los  “Cuadernos de Apuntes” de 1872, cuando está desterrado en España, y con solo 19 años de edad, escribió en un  texto considerado anti anexionista: “y si hay esta diferencia de organización, de vida, de ser, si ellos vendían mientras nosotros llorábamos y si nosotros reemplazamos su cabeza fría y calculadora ¿Cómo queréis que nosotros nos legislemos por leyes con que ellos se legislan?

Las leyes americanas han dado al Norte alto grado de prosperidad, y lo han elevado también al más alto grado de corrupción. Lo han metalificado para hacerlo próspero ¡Maldita prosperidad a tanta costa!”

 Como afirmó  Roberto Fernández Retamar en una  “Semblanza biográfica sobre Martí”:

Él vivió en los EEUU en el momento en que la nación norteña pasaba del capitalismo pre-monopolista al capitalismo monopolista e imperialista,  lo cual lo llevará inexorablemente a arrojarse sobre el mundo, en primer lugar sobre América Latina y en particular sobre Cuba. El hecho de  que su patria permanezca como colonia ostensible, agudiza dramáticamente su sensibilidad y su comprensión de esos problemas, haciéndolo el primer antiimperialista cabal del Continente.

Conoció otros sistemas políticos en Europa y América Latina, que le permitieron enriquecer su práctica política e ideológica.

Con el libro titulado “Martí dirigente político e ideólogo”, el autor Jorge Ibarra, resume el amplio quehacer del Apóstol. Fue periodista y colaboró en varios periódicos, en Estados Unidos y América Latina, lo cual le daba la posibilidad de denunciar y alertar  a los confundidos, deslumbrados, ingenuos, renegados o que tenían complejo de inferioridad.

A pesar de todas las críticas, reconoció las virtudes de la sociedad norteamericana, aunque planteó la necesidad  del arraigo a lo propio y no a lo ajeno y extraño.

Un hombre preclaro que comprendió su misión de alertar a las repúblicas latinoamericanas y a los cubanos, de los peligros que se cernían. Hay que recordar que en su quehacer, en la organización de la Guerra Necesaria y la imprescindible búsqueda de la unidad,  tuvo que relacionarse con distintos grupos y posiciones políticas, tanto en la emigración como en la Isla. Esa labor de reunir, concentrar y explicar fue medular tarea del periódico Patria.

 En Cuba se debatían tres tendencias: la más revolucionaria: la independentista, la españolizante, representada por los Integristas a través del Partido Unión Constitucional y el Autonomismo, por el Partido Liberal Autonomista. También la pro norteamericana, encarnada en los Anexionistas.

Considero que antes de analizar el texto “La verdad sobre los Estados Unidos”  debe leerse el anterior: ¿A los Estados Unidos? publicado en el Economista Americano, en Julio de  1888 y recalcar la última idea allí plasmada, cuando dice: “El hombre joven se debe a su Patria.”

 Hoy, cuando arrecian las campañas difamatorias contra la Revolución cubana, es imprescindible “aprender a interpretar al  Martí que nos incita actuar”; así lo dijo Carlos Rafael Rodríguez en su discurso ante estudiantes y profesores de la Universidad de La Habana, pronunciado el 27 de enero de 1972.

Relacionamos algunos de los calificativos dados por Martí a los Estados Unidos, en diferentes textos antiimperialistas. El objetivo es incitar a los jóvenes a leerlos e interpretarlos, porque como afirmara Armando Hart Dávalos en el discurso en Dos Ríos, el 19 de mayo de 1975,  Martí   “…fue el organizador de la guerra de independencia de Cuba, el más importante precursor de la lucha antiimperialista de América, el más notable ideólogo político y social que ha dado el continente y al que, con Simón Bolívar, figura en la cúspide gloriosa de la gran patria latinoamericana…”

–   “El monopolio está sentado, como un gigante implacable, a  la puerta de todos los pobres, en El Millonario Jay Gould,  escrito en 1881

–  Al que antes ha llamado “gigante de las siete leguas”.  En Nuestra América 1881

– “Se reunieron en Washington bajo el águila temible”. En Prólogo a los versos sencillos 1889-1890

–“…mero fortín de la Roma americana. En Tercer  año del PRC 17 de abril de 1894

– “República autoritaria y  codiciosa”. La verdad sobre los Estados Unidos. En Patria 23 de marzo de 1894.

– “Norte revuelto y brutal que nos desprecia” Carta a Manuel Mercado 18 de mayo de 1895.

Esos documentos se encuentran en: Textos Antiimperialistas de José Martí, del Centro de Estudios Martianos.  Selección, presentación y comentarios de Fina García Marruz. Editorial Pueblo y Educación. La Habana 1990,  o en los Cuadernos martianos, elaborados por Fina García y Cintio Vitier. Estos últimos, disponibles en los centros educacionales.

Universidad de Las Tunas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*