El 5 de diciembre de 1956. Alegría de Pío: El bautismo de fuego del Ejército Rebelde

El 5 de diciembre de 1956, los expedicionarios del “Granma”, a pocos días de su desembarco, acamparon en un lugar conocido como Alegría de Pío, en el municipio de Niquero, donde se prepararon para descansar del extenuante recorrido desde los mangles cenagosos de playa Las Coloradas y esperar la noche.

Fue ahí donde, sorprendidos por el ejército del gobierno, algunos resultaron asesinados en el combate y los restantes se reagruparon en torno a Fidel Castro -líder de la expedición- , y formaron el núcleo principal de lo que posteriormente sería el Ejército Rebelde.

Tomado de Cubadebate

Universidad de Las Tunas
Alexis Ruíz Mulet

Alexis Ruíz Mulet

Profesor del departamento de Comunicación Institucional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*